Cómo hacer fitness por primera vez

hacer fitness

Si estas pensando en ponerte en forma, el fitness es una de las mejores formas de hacerlo. Pero siendo sinceros, cuando eres principiante todo parece tan abrumador, sin embargo eso también significa que tienes muchas opciones para personalizar tu plan de entrenamiento exactamente de la manera que deseas.

En esta ocasión te hablaremos sobre cómo hacer fitness por primera vez y entender que con un poco de paciencia, consistencia y sudor, puedes alcanzar tus objetivos de acondicionamiento físico sin problemas.

Comienza por conseguir ropa fitness adecuada

Tener ropa deportiva fitness para realizar tus ejercicios es una de las primeras cosas en que pensar. Esto significa que deberás conseguir un buen par de zapatillas deportivas cómodas y que te brinden el soporte adecuado. Debes asegurarte de que tienes el calce perfecto y optar por un calzado versátil ya que es el más adecuado para una variedad de entrenamientos.

Un top deportivo ceñido y con soporte, además de camisetas fitness, leggings y conjuntos, son igualmente indispensables, especialmente ropa deportiva que absorba el sudor. Un atuendo de entrenamiento atractivo, hará que te sientas cómodo y te mantendrá motivado durante los ejercicios fitness.

Programa solo dos entrenamientos por semana en horarios convenientes

como hacer fitnes

Conforme comiences a hacer fitness, piensa en la consistencia a largo plazo. Una cosa que debes averiguar es cuántos días a la semana puedes hacer ejercicio. Con frecuencia se recomienda hacer ejercicio hasta tres o cuatro días a la semana, sin embargo eso no significa que debas comenzar allí. Lo recomendable es que programes solo dos entrenamientos por semana, los cuales pueden ser tan cortos como un entrenamiento de resistencia de 30 minutos.

Establecer un objetivo realista es la clave para mantenerte enfocado y ya que es probable que te sientas adolorido después de tus primeros entrenamientos, tendrás un par de días para recuperar los entrenamientos intermedios. Ahora bien, en tus días libres, solo debes mantenerte en movimiento,lo cual puedes hacerlo solo con dar un paseo. Conforme incrementas tu resistencia y acondicionamiento, también incrementas la frecuencia y la duración de tus entrenamientos.

También es importante que planees tus entrenamientos en los horarios más convenientes. Es decir, si quieres tener éxito haciendo fitness, escoge días y horas a los que realmente puedas comprometerte a hacer ejercicio.

Compra algunos equipos básicos de entrenamiento en casa

Si todavía no te sientes preparado como para acudir a un gimnasio, considera entonces comenzar con algunos entrenamientos en casa. Si bien es cierto que muchas veces hacer fitness en casa no requiere más que tu propio peso corporal, también tienes la opción de comprar algunos equipos básicos para hacer ejercicio, lo cual te brinda más opciones.

Lo recomendable es conseguir dos pares de mancuernas, además de un conjunto más ligero y un conjunto más pesado, junto con una cuerda para saltar. Esto te brinda un montón de posibilidades y además requiere de muy poco espacio para el almacenamiento. También es una buena idea que consigas una colchoneta para que hagas ejercicios abdominales de una manera más cómoda.

Si quieres ir a un gimnasio, considera lo siguiente:

Cuando estés listo para ingresar a un gimnasio, escoge uno que se encuentre cerca de tu casa o trabajo. Esto hará que sea más probable que realmente acudas. Una vez que identifiques un gimnasio, llama para hacer una cita con un asesor de membresía y acude al gimnasio antes de empezar. Pregunta a los encargados si tienen membresías mes a mes o solo tienen membresías anuales. También averigua si ofrecen un período de prueba por una o dos semanas, qué clases de entrenamiento fitness ofrecen, etc.

Cuando recién comienzas a ir a un gimnasio, caminar entre un montón de gente puede ser abrumador, por lo que es conveniente que te asegures que sus horas pico no sean las mismas horas en las que puedes ejercitarte.

Considera un entrenador fitness

Otra pregunta que debes hacer al buscar un gimnasio es si ofrecen sesiones de entrenamientos personales complementarios cuando ya eres miembro. Esta es una excelente manera de sentirte cómodo con el equipo para hacer ejercicio. De lo contrario, averigua si es posible reservar una sesión con un entrenador fitness que te pueda mostrar cómo utilizar el equipo ante cualquier duda que tengas.

Un entrenador fitness podrá enseñarte cuáles son los entrenamientos adecuados en base a tus habilidades y destrezas actuales. Incluso si optas por no ir al gimnasio, puedes trabajar con un entrenador personal online. A menudo es menos costoso y por lo general es más fácil ajustar las sesiones de entrenamiento a tus horarios.

Acude a clases de entrenamiento fitness para principiantes

Si estas considerando probar una clase, busca sitios que ofrezcan clases de iniciación o de introducción al fitness para principiantes. Es más probable que la intensidad y la velocidad se vuelvan a marcar y que el instructor te dé más instrucciones en profundidad, por lo que será menos probable que te pierdas. Recuerda que tu clase de acondicionamiento físico debe sentirse desafiante, pero no tan complicada como para que te sientes derrotado.

Si una sesión para principiantes no es una opción, entonces habla con el instructor con anticipación y explícale que eres nuevo, es posible que te proporcione algunas modificaciones menores para los ejercicios durante la clase. Tampoco tengas miedo de hacer las modificaciones en los ejercicios tu solo y toma descansos cada vez que los necesites, independientemente de si los demás lo hacen.

Prueba con diferentes tipos de entrenamientos fitness

Hay una gran cantidad de ejercicios y entrenamientos fitness, pero sin duda el mejor entrenamiento para ti es aquel que realmente harás. La mejor manera de encontrar la mejor opción para ti, es a través de prueba y error. Es decir, debes probar viarios tipos de sesiones hasta que encuentres la que mejor te siente. Comienza con la sesión de entrenamiento con la cual te sientes atraído, ya sean ejercicios de barra, pilates, boxeo, yoga, cardio, lo que sea, simplemente sigue probando hasta que encuentres el entrenamiento que realmente te gusta.

En última instancia, la aptitud debe enfocarse en tus propios objetivos y lo que funciona para ti. Cuando comienzas a hacer fitness, es fácil quedar atrapado en lo que hacen los demás. Lo que tienes que recordar es que cada quien se mueve a su propio ritmo, por lo que debes concentrarte en lo que es mejor y más agradable para ti y tu cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *